5 ejemplos para ambientar un espacio corporativo


Cuando pensamos en ambientar un espacio corporativo, debemos en primer lugar analizar las necesidades reales, determinadas por el tipo de evento, su ubicación, la duración, el tipo de público y un montón de consideraciones a tener en cuenta. Paralelamente, debemos pensar en rentabilizar al máximo nuestra inversión y optar por soportes y gráficas polivalentes y reutilizables. Aquí tienes 5 opciones distintas que pueden darte alguna pista de cómo destacar y hacer que tu marca brille sin dejarte la piel y el bolsillo. Nuestro lema es Siempre Smart.